La Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en el contexto de su visita in loco a Chile, en la que busca comprobar presencialmente la situación de vulneración de derechos humanos que se vive desde octubre de 2019, con el inicio del llamado «Estallido social», y que ha sido denunciada por múltiples instancias, convocó a reuniones con organizaciones de la sociedad civil para recibir las informaciones que estas pudieren ofrecerle.

Fundamental participó de las reuniones celebradas tanto en Santiago, a través de su colaboradora Daniela Campos, como en Concepción, a través de su presidenta, Tania Busch, y de sus socios Abraham Quezada y Esteban Busch. En dichas reuniones pusimos el énfasis de nuestras intervenciones en las limitaciones ilegítimas que ha sufrido la libertad de información, la mantención de un régimen de autorización previa para el ejercicio de la libertad de reunión en lugares públicos y el impulso de una agenda legistativa punitiva por parte del Gobierno como respuesta a las protestas.

Estos puntos, por cierto, como complemento de los múltiples casos particulares que forman la situación general de las vulneraciones en Chile, las que fueron destacadas por numerosas organizaciones.